InicioNoticiaDemandan activistas clausura inmediata de la MSX; protestan frente a la Profepa

Demandan activistas clausura inmediata de la MSX; protestan frente a la Profepa

Integrantes del FAO exigen acatar fallos judiciales que ordenan su cierre definitivo

Demandan activistas clausura inmediata de la MSX; protestan frente a la Profepa


Carolina Gómez Mena
Periódico La Jornada
Sábado 15 de mayo de 2010, p. 29


Integrantes del Frente Amplio Opositor a la Minera San Xavier (FAO), la cual explota el cerro de San Pedro, en San Luis Potosí, exigieron a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) la inmediata clausura de dicha empresa, subsidiaria de la canadiense New Gold, a fin de dar cumplimiento a las resoluciones judiciales que ordenaron su cierre definitivo.

Durante una manifestación que el FAO realizó ayer frente a las oficinas de la Profepa, dependiente de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en la ciudad de México, Martín Faz Mora y Sergio Serrano Soriano aseguraron que dicha instancia está dando largas a la ejecución del cierre, por lo cual la minera opera actualmente a toda su capacidad, pese a que el amparo que interpuso le fue denegado el 21 de abril de este año.

Señalaron que tienen conocimiento de que la minera interpuso hace unos 10 días un nuevo amparo, pero esta vez contra la resolución que en septiembre pasado emitió el Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa, pese a que ese fallo es inatacable pues es en tercera instancia, pero acotaron que esto lo hace sólo para postergar la clausura.

Para tratar el tema, la tarde de ayer integrantes del FAO se reunieron con Sergio Herrera, del jurídico de la Profepa, quien les explicó que esta dependencia, a cargo de Patricio Patrón Laviada, no ha emprendido un nuevo cierre de la minera porque está en espera de que se resuelva el citado amparo (número 1282) que fue interpuesto en el Distrito Federal.

El funcionario les aseguró que la Profepa ejecuta una estrategia para evitar que la empresa recurra nuevamente a los tribunales. Ante esta respuesta, el FAO mostró sus reservas, pues durantes los 10 años de litigio para lograr el cese de las actividades de la minera, ha comprobado la complicidad de las autoridades ambientales y sus delegaciones en San Luis Potosí con ella.

En la práctica, aseguraron que luego de la resolución de septiembre, que ordenó el cierre de la compañía, la Profepa tardó cerca de dos meses para cumplimentar el cierre de la minera, y cuando lo hizo el pasado 16 de noviembre, lo realizó deliberadamente mal, con deficiencias administrativas y así dio oportunidad a la minera para inconformarse ante los tribunales.

Afirmaron que el delegado de la Profepa en San Luis Potosí, Alfredo Sánchez Azúa, está ligado a la minera y añadieron que previo a la clausura de noviembre éste se reunió a puertas cerradas, siete horas, con directivos de la minera, tiempo en que se acordó realizar un cierre con deficiencias.

Faz Mora señaló que es inaudito que la empresa siga operando cuando su cierre se ha juzgado dos veces. La minera obtuvo un permiso para operar en 1999. Se metió juicio en contra en 2000 y en 2005 el falló le fue adverso. La Semarnat evadió esa resolución judicial y dio un nuevo permiso en 2006. Se volvió a tribunales y en septiembre de 2009 hubo un segundo fallo contra la minera.

Minera San Xavier utiliza al día 16 toneladas de cianuro para lixiviar y obtener oro y plata, realiza 25 detonaciones, devastando flora y fauna, y el cianuro se filtra a los mantos acuíferos de San Luis Potosí.