AccueilAction urgenteAssassinat de Rogelio Martinez Mercado, défenseur des droits humains et membre du MOVICE dans le département Sucre, Colombia

Assassinat de Rogelio Martinez Mercado, défenseur des droits humains et membre du MOVICE dans le département Sucre, Colombia

Le CDHAL dénonce fortement l’assassinat du défenseur des droits humains Rogelio Martinez Mercado.
Rogelio Martinez Mercado, 51 ans, était un leader paysan et membre du MOVICE (Mouvement pour les victimes de crimes d’Etat) avec lequel il aidait environ 52 familles déplacées à cause du conflit armé et des menaces reçues par les paramilitaires dans différents endroits à travers le pays. Monsieur Martinez Mercado menait également depuis des années un « processus de résistance paysanne » depuis le lieu-dit « La Alemania » dans le département de Sucre.
De plus, il avait reçu des menaces de mort depuis 2008 à cause de sa participation active pour le retour d’une cinquantaine de familles déplacées dans la propriété agricole de « la Alemania » de laquelle elles avaient été chassées, car une base paramilitaire y a été construite.

Nous condamnons expressément les faits qui se sont produits le 18 mai 2010. Aux environs de 18h, Rogelio Martinez Mercado fut approché par un groupe de personnes cagoulées et armées qui l’ont obligé à descendre de sa moto alors qu’il se rendait chez lui, et lui ont tiré dessus à 7 reprises. Cela s’est produit dans l’endroit connu comme « la estacion de gasolina », à quelques mètres de sa maison dans le hameau « Las Pavas » prés du lieu-dit « La Alemania », municipalité de San Onofre dans le département de Sucre.

Par la lettre suivante, vous pouvez soutenir la famille de Rogelio Martinez Mercado et par ce biais les défenseurs des droits humains en Colombie afin que les autorités locales et nationales prennent des mesures concrètes pour faire la lumière sur cet assassinat et dédommager la famille de Mr. Martinez afin de promouvoir la justice et la protection des défenseurs de droits humains.
Dans le fichier PDF affiché sur cette page, vous pouvez consulter la lettre que nous avons envoyée aux autorités colombiennes, le 27 mai 2010.
S’il vous plaît envoyez vos lettres (version espagnole ci-dessous) aux autorités colombiennes pour demander que des mesures appropriées soient prises face à cette grave situation.

Envoyer à : Presidente Alvaro Uribe Velez, Vice Presidente Francisco Santos, Fabio Valencio Cossio, Volmar Antonio Perez Ortiz, Rafael Emilio Bustamante, Fiscal General de la Nación, Carlos Franco Echavarría, Alejandro Ordoñez Maldonado
A leurs adresses respectives suivantes :

presidente@presidencia.gov.co;

fsantos@presidencia.gov.co;

nayacero@fiscalia.gov.co
ministro@minjusticia.gov.co
agenda@agenda.gov.co
defensoria@defensoria.org.co
cap@procuraduria.gov.co
secretaria_privada@hotmail.com
contacto@fiscalia.gov.co
ppdh@presidencia.gov.co

dhdirector@mij.gov.co

En copie : Misión permanente de Colombia ante Naciones Unidas en Ginebra; Sr. jaime Girón Duarte, Embajador de Colombia en Canada; Sra. Marta Lucía Piñeros, Consul de Colombia en Montréal; Sr. Libardo Valderrama, Director del Programma de Paz y Desarrollo de Magdalena Medio, Cdhal

A leurs adresses respectives suivantes : mission.colombia@ties.itu.int; embajada@embajadacolombia.ca; libardoval@hotmail.com ; concolmt@videotron.ca; solidared@cdhal.org

 

************* Version à envoyer ***************
Señores,
Por medio de la presente, condeno el asesinato del Sr. Rogelio Martínez, líder campesino y miembro del Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado (MOVICE) en el Departamento de Sucre.

HECHOS

De acuerdo con las informaciones recibidas por parte del CDHAL, el 18 de mayo de 2010, aproximadamente a las 6.00 pm, el Sr. Rogelio Martínez Mercado fue abordado por un grupo de personas vestidas de negro, encapuchadas y que portaban armas de fuego. Los desconocidos lo obligaron a bajarse de la motocicleta en la que se dirigía a su domicilio rural y lo asesinaron, disparándole en siete ocasiones. El hecho tuvo lugar en el sitio conocido como “la estación de gasolina”, a pocos metros de la casa del Sr. Martínez, el caserío “Las Pavas” en “La Alemania”, municipio de San Onofre, Departamento Sucre.

El señor Rogelio Martínez Mercado, 51 anos, era un líder campesino y miembro del MOVICE (Movimiento de Victimas de Crímenes de Estado), apoyando unas 52 familias desplazadas debido a amenazas recibidas por parte de paramilitares en sitios previos. El señor Martínez lideraba desde hace varios años un « proceso de resistencia campesina » en La Alemania
De hecho, el Sr. Rogelio Martínez Mercado había sido ya objeto de amenazas desde diciembre de 2008 por su papel de líder en el regreso de alrededor de 50 familias a la propiedad conocida como “La Alemania”, que les había sido despojada y convertida en una base paramilitar. El Sr. Rogelio Martínez Mercado lideró la recuperación de la propiedad a la que él mismo regresó en el 2006, uniéndose posteriormente otras familias.
El CDHAL se preocupa por las amenazas de muerte y hostigamientos que reciben constantemente los miembros del MOVICE en el departamento de Sucre, como ilustra el caso de las varias amenazas recibidas por la Sra. Ingrid Vergara, así como, los defensores de derechos de la población desplazada quienes, según la organización CODHES, son unos de las más perseguidos con 34 defensores de los desplazados asesinados desde 2002 en Colombia.

Yo condeno el asesinato del Sr. Rogelio Martínez Mercado, y lamento profundamente la ausencia de resultados de la investigación abierta por las amenazas en su contra así como la falta de una intervención eficaz por parte las autoridades colombianas.

Ante esta situación, quiero recordar a las autoridades de Colombia que según su propio Código Penal, un homicidio es un crimen grave que conlleva sanciones penales como tal, descrito en los artículos 103 y siguientes del Código Penal y por eso se tiene que llevar a cabo una investigación y un procedimiento judicial. Además, la decisión judicial se tiene que tomar independientemente como prevista en la Constitución de la Republica de Colombia en su artículo 228: “La Administración de Justicia es función pública. Sus decisiones son independientes.”

Así como, las convenciones internacionales establecen que el Estado tiene que proporcionar oportunidades para la acción legal contra las violaciones de los derechos humanos, definido en el artículo 25 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos y en el artículo 2-3 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos : “Cada uno de los Estados Partes en el presente Pacto se compromete a garantizar que toda persona cuyos derechos o libertades reconocidos en el presente Pacto hayan sido violados podrá interponer un recurso efectivo.” En este caso el derecho a la vida es el que fue violado y la familia del Sr. Martínez tiene el derecho a llevar a cabo una demanda de investigación por parte del Estado. Además, las mismas convenciones precisan que hay que ser escuchado ante un tribunal competente, independiente e imparcial, establecido por la ley (articule 14 del Pacto de los Derechos Civiles y Políticos y artículo 8 de la Convención Interamericana sobre los Derechos Humanos)

Ante los hechos, anteriormente narrados exijo:
• Asegurarse de que la investigación en relación al asesinato del Sr Rogelio Martínez Mercado sea completa e independiente, con el fin de identificar a los responsables, llevarlos ante un tribunal competente, independiente, justo e imparcial y aplicarles las sanciones penales, y/o administrativas previstas por la ley;

• Velar por que la familia del Sr. Martínez reciba una adecuada reparación por la trágica pérdida de su familiar;

• Adoptar de manera inmediata las medidas más apropiadas para garantizar la vida, la seguridad y la integridad física y psicológica de las familias desplazadas de “La Alemania”;
• Velar por que se ponga fin a todo tipo de hostigamiento y de violencia en contra de los defensores por los derechos de la población desplazada en Colombia ;

• Velar por que se ponga fin a todo tipo de agresión, hostigamiento y violencia contra los defensores de los derechos humanos en Colombia, en concreto asegurando la aplicación de lo dispuesto en la Declaración sobre los Defensores de los Derechos Humanos adoptada por la Asamblea General de la ONU el 9 de diciembre de 1998. En particular en lo referente a la protección del derecho de toda persona “individual o colectivo, de promover la protección y el respeto de los derechos humanos, de las libertades fundamentales, tanto en el plano nacional como internacional y a esforzarse por ellos” (Art.1). También en lo relativo al deber del Estado de garantizar “la protección de toda persona, individual o colectivamente, frente a toda violencia o represalia, discriminación, negativa de hecho o de derecho, presión o cualquier otra acción arbitraria del ejercicio legítimo de los derechos mencionados en la presente Declaración” (Art.12.2);

• De manera general, garantizar el respeto por los derechos humanos y las libertades fundamentales en todo el país, cumpliendo así con las obligaciones contraídas por Colombia de acuerdo con las normas internacionales de derechos humanos que ha ratificado.

Por mi parte, informarle que seguiré de cerca la conducta de los funcionarios responsables de impartir justicia en relación a este inaceptable crimen.

Atentamente,

Mettre votre nom ici